10 verdades sobre programas de gestión

1- No hay programa perfecto para todos los usuarios. Cada persona y organización tiene un método de trabajo, que no tiene que coincidir con la forma de tratar la información del sistema de gestión. Para gustos los colores, las películas y los programas.

2- Sin formación no se consigue un funcionamiento correcto: por muy fácil y usable que sea el interfaz, sin los conocimientos previos del programa no se consigue un rendimiento óptimo. Una cámara reflex nueva no impide que se tomen fotografías desenfocadas.

3- No hay un programa que sirva para todo. Cuanto más completo, menos especializado y  más utilidades se dejan de utilizar. Office se divide en varios programas de ofimática, cada uno muy completo y especializado. 

4- Sin el hábito de registrar datos, no se consigue extraer la información completa. No hay programas mágicos que rellenan datos, sin una acción previa. Si que se pueden trasladar datos, como contactos desde tu web hacia el programa de gestión, para convertirlos en candidatos o clientes, pero la actividad humana para determinar el estado y categorización de la información, es necesaria.

5- Ley de ParetoEl 20% de los usuarios utilizan el 80% de los recursos del programa. En cambio, la mayoria de los usuarios sólo usan una pequeña parte de las funcionalidades del sistema.

6- Importan más las personas que las características funcionales del programa. Más importante que las funcionalidades actuales, es el soporte y la respuesta a incidencias y sugerencias de modificaciones y mejoras.

7- Siempre debe existir la posibilidad de exportar la información. Al menos de obtener una copia de seguridad de los datos, pero es recomendable poder disponer la información en un formato compatible con otros sistemas de gestión de datos, como hojas de cálculo (Excel) o ficheros de intercambio de datos XML. Los datos son de quienes los gestionan.

8- Cuando es un sistema colaborativo, como MLS, se deben compartir los Datos agregados, que posibiliten informes de actividad conjunta y una fotografía fiable del mercado (análisis comparativo del mercado, precios de inmuebles vendidos recientemente).

9- Debe ofrecer Flexibilidad , pero sin perder la identidad: el core del programa debe permanecer estable, pero debe permitir realizar adaptaciones a nuevas realidades del negocio. La exigencia de calificación energética en inmuebles a la venta o alquiler (por más de 4 meses), ha obligado a añadir datos en los inmuebles y a establecer criterios de publicación y compartición en función del estado y datos de la calificación.

10- Seguridad: si el programa está en la nuble (SaaS), se deben realizar copias de seguridad de los datos a diario. Debe ser compatible con las versiones más recientes de los Navegadores de Internet, que a su vez deben estar libres de malware para asegurar el corrento rendimiento.

Comentarios Facebook

Artículos sobre Marketing y Tecnología Inmobiliaria